Spain’s Efforts to Support the EU’s Paris Agreement Pledge

Spotlight Activity: Spain’s Efforts to Support the EU’s Paris Agreement Pledge

The agreement established at the Conference of the Parties of the United Nations Framework Convention on Climate Change (COP21) recognized that each country establish measures and policies to combat climate change. Such measure should depend on their own economic and technological capabilities and resources. These Nationally Determined Contributions (NCDs) are voluntary commitments on climate change. They are intended to establish positive cooperation among countries working to achieve the goals of the Paris Agreement.

Spain supports the Paris Agreement emissions reduction pledge made by the European Union established in March 2015; Reduce by 2030, 40% emissions of carbon dioxide using the baseline year 1990. In addition, as a second priority goal, get 27% of the energy comes from renewable energy sources, and if possible achieve the proposal of the European Parliament to increase renewable energy by 40% in 2030.

To fulfill these goals, Spain is in the process of developing a new Climate Change and Energy Transition Law. This law will be grouped in four blocks; establishment of the guiding principles towards a low-carbon economy, protecting the environment, using the “who pollutes pays” principle and institutional coordination to obtain the finance needed to implement climate change policies.

Status: Falling Behind

Spain still needs to do more to support the European Union’s Paris Agreement pledge. The necessary instruments do not exist either through policies or regulatory measures, that allow Spain to transition from fossil fuels to renewable energies, and achieve a balance between emissions and their absorption.

In addition, so far the process of public participation in the development of the new law, has been quite small (only between 300/350); greater public engagement in the development process is needed in order to craft a law that addresses citizen concerns.

Recommendations for ways in which our country can strengthen its NDC pledge

INCREASE OF PARTICIPATION AND CITIZEN INFORMATION: in the establishment of policies and plans to mitigate the effects of climate change. It is necessary to encourage all citizens of any age to participate in the creation of the Law on Climate Change and Energy Transition being developed by the Spanish Office for Climate Change (OECC). The law will be more realistic and the plurality of political groups can participate in its design. According to a study by the Elcano Royal Institute (2018) in which a large numbers of Spanish citizens were surveyed, climate change is the first priority in terms of foreign policy, surpassing the fight against jihadist terrorism. Therefore, if this question is quite interesting for our citizens as the statistics indicate, why is there so little participation in the development of the new law?

ECONOMY DOWNLOADING (ECONOMY DESCARBONIZATION): mainly in the energy sector because it is the cause of the highest greenhouse gas emissions in Spain, in particular the percentage amounts to 76%. In addition, investment the renewable energy sector should be increased as it can be a source of important employment. For example, there are 32 companies that now belong to the Spanish Group of Green Growth (GECV).

Take Action

Those concerned with strengthening Spain’s climate action policies should send the following message to the Director General of the Office of Climate Change:

Dear Director General

How will our country exercise this struggle? What mechanisms and measures are going to be carried out so that Spain complies with the Paris agreement?

To achieve these objectives, a clear and defined strategy is necessary. At the national level it is important to align the Paris Agreement with the expected Law on Climate Change and Energy Transition in order to formulate decarbonization strategies not only in the business sector, but also giving relevance to the scientific field from which many advances can be made in all related sectors (energy, agriculture, livestock …).

Renewable energies are not the future, they are the present, and although there is still no legal framework, you can act at the local level trying to get the political groups of our area or region to acquire common sense and integrate all this within their plans of action.

Directora general de la Oficina Española de Cambio Climático
Responsible for developing the promises of NDC from Spain to the Paris Agreement
General Director of the Spanish Office of Climate Change

Dña. Valvanera Ulargui Aparicio
(BOE 29-09-2015)
C/ Alcalá, 92
28071 Madrid
Tel. 91 436 15 46/47
Fax. 91 436 15 01
buzon-dgoecc@mapama.es

CONTRIBUCIÓN DE ESPAÑA EN EL ACUERDO DE PARÍS (COP21)

En el acuerdo establecido en la Conferencia de las Partes de la Convención Marco de Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (COP21) se reconoció el hecho de que es cuestión de cada país decidir qué medidas y políticas se establecen para luchar contra el cambio climático, en función de sus propias capacidades y recursos económicos, tecnológicos… Estas contribuciones nacionalmente determinadas (NCD) son voluntarias y se establecen como compromisos en materia de cambio climático. Esto supone un reto y una oportunidad para implicarse realmente en esta lucha y por supuesto, para establecer una competencia positiva y una cooperación entre países que trabajan por estos mismos compromisos.

En el presente año 2018, España continúa con el objetivo prioritario que la Unión Europea estableció en marzo de 2015; reducir para el año 2030, un 40% las emisiones de dióxido de carbono con respecto a los niveles del año 1990. Y como segundo objetivo prioritario, conseguir que el 27% de las energías procedan de fuentes de energía renovable ya que así se obtendrían muchos beneficios en materia de eficiencia energética y aceptando a su vez, la propuesta del Parlamento Europeo de incrementar las energías renovables en un 40% en 2030.

Para llevar a cabo el cumplimiento de estos objetivos a 2030 y 2050, España está en proceso del anteproyecto de Ley de Cambio Climático y Transición Energética. Esta ley se agrupará en cuatro bloques; establecimiento de los principios rectores hacia una economía baja en carbono, proteger el medio ambiente, principio de “quien contamina paga” y coordinación institucional para obtener una financiación que integre la variable del cambio climático en las normativas y leyes.

Quedándose atrás

Si analizamos a nivel general de la Unión Europea el cumplimiento de los NCD y englobamos España dentro de este análisis, el nivel es insuficiente, porque todavía tenemos que limitar el aumento de las temperaturas medias globales muy por debajo de 2ºC en relación con la era preindustrial, y hacer esfuerzos para limitar dicho aumento a 1,5ºC. Además, tampoco existen los instrumentos necesarios ya sea a través de políticas o medidas de naturaleza regulatoria, que permitan establecer cambios reales de los combustibles fósiles a las energías renovables, o por lo menos, lograr un equilibrio entre las emisiones y la absorción de las mismas.

Además, el proceso de participación pública al que está sometido la nueva Ley, a pesar de que no será de ningún partido ni del Gobierno, ha conseguido escasas aportaciones (sólo entre 300/350), por lo que se necesita mayor implicación para enfrentarse a estos nuevos retos del cambio climático.

Recomendaciones para alcanzar el cumplimiento de estos NCD:

INCREMENTO DE LA PARTICIPACIÓN E INFORMACIÓN CIUDADANA: para el establecimiento de políticas y planes de mitigación de los efectos del cambio climático, es necesario fomentar que todos los ciudadanos de cualquier edad vivan en zona urbana o rural; participen en la creación y propuestas de la Ley de cambio climático y Transición energética que está desarrollando la Oficina Española de Cambio climático (OECC) para poder abarcar todos los sectores de la población y así recoger múltiples aportaciones que puedan hacer una ley más realista y así la pluralidad de grupos politicos puedan hacerla realidad. Porque según un estudio del Real Instituto Elcano (2018) en el que se encuestó a varios españoles, el cambio climático es la primera prioridad en materia de política exterior, sobrepasando la lucha contra el terrorismo yihadista. Por tanto, si esta cuestión tiene tanto interés para nuestro ciudadanos tal y como indican las estadísticas, ¿porque no se potencia más la participación o la diffusion del mensaje?

DESCARBONIZACIÓN DE LA ECONOMÍA: principalmente en el sector energético porque es el causante de las mayores emisiones de gases de Efecto Invernadero en España, en concreto el porcentaje asciende al 76%. Además, el sector de las energías renovables, puede ser una fuente de empleo importante, tal y como han determinado en un manifiesto publicado recientemente, 32 de las empresas pertenecientes al Grupo Español de Crecimiento Verde (GECV).

Tomar acción

¿De qué manera va a ejercer nuestro país esta lucha? ¿Qué mecanismos y medidas se van a llevar a cabo para que España cumpla con el acuerdo de París?

Para conseguir estos objetivos es necesaria una estrategia clara y definida. A nivel nacional es importante alinear el Acuerdo de París con la esperada Ley de Cambio Climático y Transición Energética para poder formular estrategias de descarbonización no solo en el sector empresarial, también dando relevancia también al campo científico desde el cual se puede aportar muchos avances en todos los sectores relacionados (energía, agricultura, ganadería…),

Las energías renovables no son el futuro, son el presente, y a pesar de que todavía no existe un marco legal, se puede actuar a nivel local intentando que los grupos politicos de nuestra área o region adquieran sentido común e integren todo esto dentro de sus planes de actuación.

Contacto

Responsable de desarrollar las promesas de NDC de España al Acuerdo de París
Directora general de la Oficina Española de Cambio Climático

Dña. Valvanera Ulargui Aparicio
(BOE 29-09-2015)
C/ Alcalá, 92
28071 Madrid
Tel. 91 436 15 46/47
Fax. 91 436 15 01
buzon-dgoecc@mapama.es

Leave a Reply

Your email address will not be published.